AFIRMA PORTAL LA SILLA ROTA QUE EL MENCHO ES EL SUCESOR DE LA TUTA EN MICHOACÁN

920_edicion_740-Custom

Por La Silla Rota
Con el debilitamiento de Los Caballeros Templarios y la captura de Servando Gómez Martínez La Tuta, se alista Nemesio Oseguera Cervantes El Mencho, líder del Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) para asumir el control de Michoacán en alianza con Los Viagras y Los H-3 – conocidos también comoLa Tercera Hermandad-.
La expansión del CJNG comenzó en abril de 2012 para apoderarse de las rutas de la droga en Michoacán que conectan al puerto Lázaro Cárdenas, Tierra Caliente y La Costa, además de la siembra de marihuana, amapola y la elaboración de droga sintética.
Mientras Los Caballeros Templarios se replegaban ante la persecución del gobierno federal en la entidad, el CJNG avanzó y presuntamente infiltró a algunos grupos de autodefensas, con los que pactó y le permitieron a la organización criminal crecer en Michoacán.
José Manuel Mireles (Tepalcatepec) e Hipólito Mora (Buenavista Tomatlán), líderes de autodefensas denunciaron en varias ocasiones que algunos integrantes de las Fuerzas Rurales que primero se alzaron en armar para expulsar a los Templarios después pactaron con algún cártel.
Incluso Servando Gómez Martínez “La Tuta” –hoy reo 3758 del Centro Federal de Readaptación Social 1 ‘El Altiplano’- señaló en un video que el CJNG pretendía apoderarse de diversas “plazas” de Michoacán.

MUCHACHOS

EL CJNG y sus aliados desde el 2012 iniciaron la incursión en Michoacán, esta entidad es clave en la producción de drogas sintéticas, ya que el puerto de Lázaro Cárdenas es una puerta de ingreso a los precursores químicos procedentes de Asía –principalmente de China e India-.
Con el control de Michoacán, el CJNG tendría dos puertos –Manzanillo y Lázaro Cárdenas- , con lo que se le facilitaría la fabricación de “crystal” y otras drogas de diseño. Continuaría su alianza con el cártel de Sinaloa, quien tiene las mejores redes de distribución en Estados Unidos, el principal consumidor.
Y comenzó la expansión del CJNG y el combate contra “Los Caballeros Templarios”. El 10 de abril de 2012 fueron encontrados tres ejecutados en Zinapécuaro. Horas después fueron encontrados otros seis cadáveres en Tancítaro con otro mensaje a los Templarios.
Al día siguiente “Los Caballeros Templarios” respondieron colgando a un hombre desnudo en un puente
La respuesta llegó horas después, fueron encontrados siete cadáveres en distintas colonias de Lázaro Cárdenas, Michoacán.
Otros cinco muertos en Tancítaro –en los límites entre Michoacán y Jalisco- con una cartulina firmada por el CJNG el 1 de mayo de 2012.
Los michoacanos respondieron con 11 cuerpos el 26 de agosto de 2012 en la carretera Lázaro Cárdenas-Feliciano. La réplica vino en septiembre con seis cuerpos en Uruapan.
El CJNG buscaba conquistar los municipios de Chinicuila, Coahuayana, Aquila, Coalcomán, Tepalcatepec, Aguililla, Buenavista, Apatzingán, Tumbiscatío, Arteaga, Lázaro Cárdenas y La Huacana que tienen salida hacia el Océano Pacífico e influencia en los puertos de Lázaro Cárdenas y Manzanillo. En estos municipios michoacanos tenía gran presencia “Los Caballeros Templarios” y donde comenzaron a surgir los grupos de autodefensas.

12356956_140335469666212_8501550205041314148_o
La infiltración de las autodefensas
Hartos de secuestros, extorsiones, abusos, asesinatos e intimidaciones deLos Caballeros Templarios, agricultores y comerciantes de Michoacán tomaron las armas y conformaron el 24 de febrero de 2013 el primer grupo de autodefensa en los municipios de Tepalcatepec y Buenavista Tomatlán (La Ruana) en Tierra Caliente.
Las autodefensas tomaron la seguridad en los municipios y el objetivo era liberar a Michoacán de los Templarios. Con el respaldo de los habitantes, las autodefensas avanzaron a otros poblados.
En junio de 2013, mediante mantas los Templarios acusaron al activista Leopoldo Soberanis Hernández, impulsor del grupo de autodefensa conformado en Tecpan de Galeana y avalado por el gobierno de Guerrero de estar al servicio del narco, de apoyar a “Los Granados”, un remanente del Cártel de Los Beltrán Leyva, y que mantienen alianza con CJNG para eliminar a Los Caballeros Templarios.
“Al gobierno federal y estatal, al pueblo en general le hacemos saber que no se dejen engañar por el movimiento que encabeza el narco Leopoldo Soberanis Hernández y Reinaldo Soria Suarez, ya que atrás de ellos está Chava Granados, y la Nueva Generación que usan al pueblo para protegerse y seguir secuestrando a maestros, turistas, ancianos, y desapareciendo a luchadores sociales y ecologistas”, decían las mantas.
Salvador Granados “El Chava” es hermano de Rubén “El Nene” Granados, quien está preso y es acusado de ser operador del Cártel de los Beltrán Leyva.
Los señalamientos no pararon ahí, el comandante de la IX Región Militar, Genaro Fausto Lozano Espinoza, aseguró que la delincuencia organizada subsidió al grupo de civiles armados liderados por Soberanis, surgidos el 20 de junio de 2013 para enfrentar a Los Caballeros Templarios.
Declaró al periódico El Sur: “en el grupo de autodefensa de Tecpan de Galeana no se ha detectado influencia de grupos guerrilleros, sino afinidad con la delincuencia organizada”.
Con el paso de los meses, Servando Gómez Martínez “La Tuta”, líder de “Los Caballeros Templarios” señaló a los grupos de autodefensa de estar controlados por el Cártel Jalisco Nueva Generación, quienes proporcionaban asesoría y armas.
“La Tuta” aseguró que los miembros de las autodefensas eran parte de su organización y se sumaron al CJNG, “es pura gente de nosotros, que no cupo en nuestras filas, porque robaban y secuestraban y nosotros ya no los quisimos…queremos cuidar al pueblo, que no vengan gentes nocivas, posiblemente nosotros seamos nocivos porque muchos de nuestros jóvenes no se comportan bien”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.