COMUNIDADES INDÍGENAS RECHAZAN EL MANDO ÚNICO Y PROPONEN SEGURIDAD PÚBLICA COMUNITARIA

cheran1

//Por Andrés Resillas//

Naranja de Tapia.- Representantes de más de 40 comunidades indígenas de la Meseta Purépecha se pronunciaron por erradicar la delincuencia, el crimen organizado y la devastación de sus recursos naturales, al tiempo de rechazar el Mando Único y privilegiar su autonomía para organizar su propia protección policiaca.

En el marco del Foro de Comunidades Indígenas los representantes y autoridades comunales se pronunciaron por privilegiar la Ronda Comunitaria, Policía Comunitaria y Vigilancia Comunal para garantizar que exista la tranquilidad  en la Meseta Purépecha.

En la mesa de Seguridad, donde se abordó la forma de organización en este rubro de los habitantes de las comunidades, se explicó que en Cherán, Pichátaro, Urapicho, Nurío, Chilchota y Santa Fe de la Laguna han optado por la Ronda Comunitaria y por la Policía Comunitaria.

Mientras que representantes de comunidades como Naranja de Tapia se pronunciaron por la no injerencia de las autoridades municipales, estatales y federales en materia de seguridad en las comunidades pues representa no solo una injerencia en la vida interna sino que contaminan con fenómenos como la corrupción y la complicidad con el crimen organizado.

Acusaron a los gobiernos municipales de haberse coludido con grupos de delincuentes para vulnerar la seguridad y violentar la vida cotidiana de las comunidades indígenas en los últimos años.

También varias comunidades lamentaron que muchos pueblos originales no han logrado establecer sus propios cuerpos de vigilancia, por lo que sigue subsistiendo el control del crimen organizado y la explotación ilegal y desmedida de sus recursos naturales.

En la mesa de discusión sobre el tema de la Seguridad se aprobó que los recursos que en este rubro le corresponden a las comunidades indígenas, sea la propia población la que decida si se invierten en los cuerpos de vigilancia o en otros renglones para beneficiar a la colectividad.

Lamentaron la situación que prevalece en la Tierra Caliente y argumentaron que el Gobierno Federal fracasó en su propósito de desterrar al crimen organizado y garantizar la tranquilidad de los habitantes.

“Por el contrario, Tierra Caliente sigue siendo lugar de enfrentamientos armados, de control del crimen organizado y complicidad de autoridades y delincuentes”, indicaron indígenas en la plenaria.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.