ALGUNOS RECUENTOS DE LOS DAÑOS DE LA FRACASADA REFORMA EDUCATIVA. Por Artemio Ortiz Hurtado

WhatsApp-Image-20160615 (4)
El heroísmo del magisterio ha sido enorme en la defensa titánica de La Patria.

La reforma educativa en México es igual a:
Evaluar a maestros para cesarlos, desbasificarlos o degradarlos; privatizar la educación; destruir al normalismo; y, someter cultural e ideológicamente al pueblo.

El tiempo se le escapó al gobierno y empresarios, y por más fuerzas policiacas que utilizan para obligar al magisterio a aplicar la fallida reforma educativa, su fracaso se transforma en una profunda derrota de las políticas neoliberales.

Las amenazas recurrentes de Aurelio Nuño Mayer, secretario de educación pública, con su vil campaña mediática contra el magisterio, en los medios informativos a modo son:

– El descuento económico a los trabajadores de la educación (docentes, directivos, personal técnico, administrativo y manual), que están en paro nacional.
– El cese fulminante de maestros de educación básica y el nivel medio superior que faltan por más de tres días a clases por el paro indefinido de labores.
– El cese inmediato a quienes no asistan a ser parte de las evaluaciones punitivas del Instituto Nacional para la Evaluación de la Educación (INEE).
– Que se aplicará la “ley” -uso de las fuerzas represivas-, a quienes perjudiquen a terceros; a quienes se resistan a una educación de calidad para los niños; y, para aquéllos que se opongan al “derecho de los maestros” a ser evaluados.

A continuación se presenta un recuento somero sobre los modos y casos de represión física, económica y administrativa del gobierno federal, Aurelio Nuño Mayer y gobernadores a contra del magisterio mexicano por el fracaso de la reforma educativa regresiva, hoy militarizada.

Contempla represiones en las entidades federativas del país; no es oficial, es preliminar, puesto que a diario se incrementan sucesos de compañeros reprimidos en alguna modalidad. Es solamente del 26 de febrero de 2013 a junio de 2016.

1.- Aguascalientes, no hay reporte aún. 2.- Baja California, 04 cesados. 3.- Baja California Sur, 29 cesados. 4.- Campeche, 08 cesados y 04 liberados bajo caución. 5.- Chiapas, 29 órdenes de aprehensión, presos liberados bajo caución, 02 fallecidos y un número indeterminado de perseguidos políticos. 6.- Chihuahua, 07 cesados. 7.- Ciudad de México, número indeterminado de suspensiones de salario y cesados. 8.- Coahuila, 07 cesados. 9.- Colima, no hay reporte. 10.- Durango, 12 cesados y 02 presos liberados bajo caución. 11.- Estado de México, número indeterminado de suspensiones de salario y cesados. 12.- Guanajuato, no hay reporte. 13.- Guerrero, 29 órdenes de aprehensión, presos liberados bajo caución, 02 fallecidos, un número indeterminado de perseguidos políticos y la desaparición forzada de los 43 estudiantes normalistas de Ayotzinapa. 14.- Hidalgo, no hay reporte. 15.- Jalisco, 180 cesados. 16.- Michoacán, 30 órdenes de aprehensión, presos liberados bajo caución, 07 fallecidos y número indeterminado de perseguidos políticos. 17.- Morelos, 27 cesados. 18.- Nayarit, 08 cesados. 19.- Nuevo León, 40 cesados. 20.- Oaxaca, 24 órdenes de aprehensión, presos liberados bajo caución, 08 presos políticos y un número indeterminado de perseguidos políticos. 21.- Puebla, 23 cesados, 4 presos liberados bajo caución y número indeterminado de perseguidos políticos. 22.- Querétaro, 09 cesados y un número indeterminado de perseguidos políticos. 23.- Quintana Roo, 33 cesados, 7 presos liberados bajo caución y número indeterminado de perseguidos políticos. 24.- San Luis Potosí, no hay reporte. 25.- Sinaloa, 44 cesados. 26.- Sonora, 34 cesados. 27.- Tabasco, 68 cesados y un número indeterminado de perseguidos políticos. 28.- Tamaulipas, no hay reporte. 29.- Tlaxcala, 34 cesados. 30.- Veracruz, 36 cesados y un número indeterminado de perseguidos políticos. 31.- Yucatán, 7 cesados. 32.- Zacatecas, 12 cesados.

En algunas entidades donde el movimiento magisterial tiene una fuerza reducida aún, algunos docentes cesados se han visto obligados a reintegrarse al servicio educativo, sin derechos laborales y solo por contratos mínimos.

A esta relación, faltaría por agregar un número importante de miles de maestros mexicanos que se les ha descontado al azar por uno o más días, por supuestas ausencias a sus centros de trabajo, o tienen suspendido su salario indefinidamente, o incluso, se les ha cambiado de adscripción arbitrariamente.

También falta mencionar a miles de trabajadores de la educación de todo el país que han sido golpeados por las fuerzas policiacas enviadas a las entidades o en la Ciudad de México por el gobierno federal, Aurelio Nuño y gobernadores. Es necesario añadir que, en algunas entidades, varios maestros y maestras han sido marcados de por vida por la represión policiaca.

Además, hay decenas de maestros, estudiantes normalistas (hombres y mujeres) y padres de familia que, por la fuerza del movimiento y la lucha jurídica, ya se ha logrado liberarlos de su encarcelamiento en los penales de máxima seguridad.

Igualmente, hay un acumulado nacional de muchos miles de docentes y directivos de educación básica y el nivel medio superior que no se presentaron en ningún momento a ser evaluados por la SEP e INEE, y están siendo amenazados permanentemente por las autoridades educativas, locales y federales, de ser cesados de inmediato.

Caso de resaltar; hay una cantidad importante de directivos y supervisores en algunas entidades -a pesar de las traiciones de muchos otros-, que no se han prestado a hacer reporte oficial alguno de los maestros integrados a la lucha, aún con las amenazas de SEP y gobiernos; algunos por conciencia y otros porque sienten la fuerza del movimiento magisterial.

A los casos de maestros cesados, además de la lucha política, se les ha acompañado para buscar su reinstalación con todos sus derechos adquiridos en el servicio educativo, con los equipos jurídicos de los referentes nacionales en movilización.

Cada docente, estudiante o padre de familia que está en lucha nacional en todos los rincones del país en rechazo a la regresiva reforma educativa y las punitivas evaluaciones del INEE, llevan siempre presente la defensa de la educación pública, gratuita y laica, los derechos laborales de los trabajadores, el normalismo y la soberanía nacional, con lo que también se evita el sometimiento cultural y laboral de niños, adolescentes, jóvenes y el pueblo mexicano.

Esta es la inconstitucional reforma educativa impuesta por la OCDE al gobierno federal, acordada con el Pacto por México (PRI, PAN, PRD…) y avalada por los que usurpan la dirigencia nacional en el SNTE.

En el escenario nacional, se observa a diversos referentes de lucha magisterial (CNTE, CEND-SNTE, Movimientos emergentes, Sindicatos estatales…), que en todo el país han representado momentos importantes contra la regresiva reforma educativa, especialmente desde el Decreto Presidencial del 26 de febrero de 2013, a junio de 2016.

Haciende a casi un millón de docentes integrados a los referentes en lucha, en varios momentos (según el tipo y fecha de los decretos) de 2013 a 2016, que en todos los estados han interpuesto amparos jurídicos en los 63 Juzgados del Poder Judicial de la Federación a contra de:
– El Decreto Presidencial en materia educativa que modifica los Artículos Constitucionales 3º y 73º; las leyes reglamentarias de la LGE, LGSPD y el INEE; las 31 leyes estatales educativas “armonizadas” con las federales; el Decreto de los Lineamientos del INEE; y, en últimas fechas a contra de los ceses de maestros, la suspensión de salarios y contra las órdenes de aprehensión; todo, acompañado con el accionar permanente, sobre todo jurídico y político.

Actualmente el proceso de amparos, una vez agotados casi todos en la SCJN, camina en los Tribunales Internacionales en materia de Derechos Humanos que tienen acuerdos firmados con el gobierno mexicano.

Un dato importante. En todo el tiempo se han sumado a defender con firmeza a los maestros notificados de ser cesados por la SEP los alumnos, padres de familia y demás docentes, directamente en escuelas y muchos miles de ellos en las calles y dependencias de gobierno.

Las demandas actuales del magisterio mexicano, entre otras, son:
– La abrogación de la regresiva reforma educativa.
– La libertad inmediata e incondicional de los maestros, presos ilegalmente por motivos políticos, recluidos en penales de máxima seguridad.
– La reinstalación de los maestros cesados.
– El cese a la represión física, administrativa y económica.
– Detener la persecución de maestros por motivos políticos.
– El respeto irrestricto a los derechos humanos y laborales.
– El pago de los salarios suspendidos a miles de maestros.
– El integrar como proyecto educativo para el país, el Programa de Educación y Cultura discutido con maestros, estudiantes, padres de familia y sectores importantes de ciudadanos.

Estos elementos, al igual que la agresión contra el pueblo por todas las contrarreformas estructurales del plan de los neoliberales, entre otros, nos dan la claridad de la gran responsabilidad que tenemos los mexicanos en integrarnos en la unidad nacional para rescatar a México (en el 2018) y comenzar con la reconstrucción de la Patria.

Sonrían: ¡La regresiva reforma educativa fracasó!

¡Todos a la marcha masiva nacional por la liberación de los maestros presos por motivos políticos, el 26 de junio, 11:00 horas, del Ángel de la Independencia al Zócalo, Ciudad de México!

Ciudad de México, a 15 de junio de 2016.

ATENTAMENTE

Profesor Artemio Ortiz Hurtado
Secretario del Trabajo del CEN de morena

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.